El objetivo de los implantes es suplir a las piezas naturales que hemos perdido por otras artificiales.

  • Son fijaciones de titanio que se colocan en el hueso maxilar.
  • Estas piezas mejoran la funcionalidad y la estética de nuestra boca.